Peinados, Maquillaje, Salud y Mas

Secretos revelados sobre la Dieta según tu grupo sanguíneo

¿Porqué de una Dieta según tu grupo sanguíneo? Gracias a la combinación genética y al mestizaje, la raza humana goza de una inigualable amplitud de rostros, caracteres, personalidades, fenotipos y características individuales muy peculiares. Inclusive, en América Latina este fenómeno es más latente, debido a su pasado histórico de unión de razas posteriores a la época de la colonia, y por ello hoy en día los latinos poseen cierta semejanza entre sí pero son el producto de muchas mezclas que se han dado a conocer con el pasar de los años. Esto hace que seamos muy diferentes, no solo desde el punto de vista de nuestra apariencia física, cultural y de carácter, sino también desde el punto de vista biológico.

¿Somos biológicamente diferentes?

 Lo anteriormente expuesto  explica cómo es posible que dos organismos de dos personas actúen o respondan de manera diferente a un mismo estimulo, a un mismo medicamento o fármaco o, en cualquier caso, a la ingesta de los mismos tipos de alimentos. Con esta situación podemos tomar como ejemplo  a las personas que comen mucho y no engordan y a las otras personas que comen poco y tienen tendencia a subir de peso, lo cual obedece en cierta medida al metabolismo, que corresponde a la manera en la cual el cuerpo humano metaboliza o transforma los alimentos para su propio uso y funcionamiento.

Dieta-según-tu-grupo-sanguíneo

 Uno de los aspectos que determinan la singularidad en el funcionamiento de dos cuerpos, es el tipo de sangre en cada uno de ellos.

Los científicos han logrado determinar, producto de  exhaustivas investigaciones medicas, que los seres humanos principalmente, poseen sangre con características similares más no iguales o más específicamente referente a la presencia o ausencia  de ciertas moléculas en la superficie de los glóbulos rojos, que pueden ser clasificadas en 4 grupos, a saber A; B; AB y O, de modo tal que cada tipo de sangre tiene un comportamiento particular y una manera de transportar a través del cuerpo los nutrientes, y en ese sentido, es prudente utilizar un régimen alimenticio diferente para controlar el peso corporal. En referencia a ésto, se presenta la peculiaridad de tener que realizar una dieta según tu grupo sanguíneo para obtener resultados óptimos y contundentes.

Dieta-según-tu-grupo-sanguíneo-1

Deberías leer también: 3 razones importantes para tener una dieta rica en hierro

En la dieta según tu tipo de sangre se explica principalmente que existen alimentos que son neutros, beneficiosos o dañinos para tu organismo, y adicionalmente permite prevenir algunas patologías asociadas a una alimentación inadecuada de acuerdo al tipo de sangre que poseas.

Además del grupo sanguíneo, también existe el factor RH que corresponde a otra proteína de la sangre,  cuando está presente se le marca al grupo sanguíneo con un signo positivo (+) y si no está, es decir, hay ausencia de la misma, se denota con el signo negativo (-), sin embargo, la dieta según tu grupo sanguíneo no lo contempla.

Dieta-según-tu-grupo-sanguíneo-2

Dieta según tu grupo sanguíneo:

Según el grupo sanguíneo, la forma de alimentación varía, y difiere una de la otra según lo siguiente:

El grupo A: se asocia con el hombre agricultor, ya que una de sus características es que se relaciona con un sistema inmunológico deficiente y un aparato digestivo un poco frágil. A estas personas se les recomiendan las dietas basadas principalmente en frutas y verduras, así como cereales y legumbres; estas personas muchas veces no toleran bien las carnes, la harina de trigo ni los lácteos, además de que estas le promueven el aumento de peso tan detestado. Los alimentos derivados de la soya, las semillas y los frutos secos son beneficiosos para ellos siempre que sean consumidos en el estado más natural y fresco que se pueda. Si de adelgazar se trata, se sugiere el consumo de piña, verduras, aceite de oliva y soya. Desde el punto de vista del ejercicio físico se recomiendan actividades suaves, como caminar, el yoga o la bicicleta de paseo.

También te recomendamos leer: Beneficios de la Dieta Milagrosa

El grupo B: es comúnmente asociado a las personas nómadas, ya que son aquellos que se adaptan con facilidad a nuevos climas y cambios, y su sistema inmunológico es también adaptable, bastante robusto y activo. Estas personas cuentan con un sistema digestivo eficiente, por lo cual se acoplan con facilidad a cualquier alimento. Sin embargo, deben llevar una dieta equilibrada y con la mayor cantidad posible de alimentos del reino animal y vegetal. No obstante, este grupo muestra menor tolerancia a las carnes blancas como pollo y cerdo además de los embutidos y mariscos, así como los cereales tales como el trigo y el maíz ya que pueden promover el aumento de peso. Se les recomienda practicar suficientes actividades físicas de moderadas a fuertes.

El grupo AB: Los estudiosos definen a este grupo como una suerte de fusión entre los grupos sanguíneos: el A y el B, y como resultado de ello, el  sistema inmune de este tipo de personas también es delicado y gozan de fragilidad en el sistema digestivo. Su alimentación debe ser variada y muy similar a las de los grupos A y B, para ellos se recomienda el consumo de frutas cítricas y el aceite de oliva solamente, obviando los demás tipos de aceite, en su caso las carnes rojas, el trigo y el maíz también favorecen el aumento de peso, mientras que los vegetales, lácteos bajos en grasas y los pescados son ideales para adelgazar.

El grupo O: Es el último de los eslabones del análisis en la dieta según tu grupo sanguíneo, y se conoce  como el grupo de sangre más primitivo, ya que se identifica con el hombre cazador. Está caracterizado por la posesión un sistema inmune muy potente y activo además de que estas personas disfrutan de gran gozo al practicar actividad física regular e intensa. Deben consumir carnes magras, pescados y mariscos, acompañados siempre de verduras, evitando en la medida de lo posible la carne de cerdo y los embutidos, así como limitar los lácteos y quesos maduros, y deben comer abundantes frutas y verduras salvo berenjenas, papas, trigo y maíz. Para perder peso se recomiendan los  pescados, espinacas y el brócoli.

Dieta-según-tu-grupo-sanguíneo-4

Tomando en cuenta éstas sugerencias en cuanto a alimentación, podrás notar que la Dieta según tu grupo sanguíneo aportará grandes mejoras en tu metabolismo y sistema de energía física, logrando un mejor rendimiento en cualquier régimen que emprendas.

También debes Leer: ¿En que consiste la dieta del grupo sanguineo? te lo explicamos todo!

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.