GIMNASIA ABDOMINAL HIPOPRESIVA, EL SECRETO DE UN VIENTRE PLANO

La gimnasia abdominal hipopresiva se está poniendo muy en boga entre las más famosas, sobre todo aquellas que han sido madres y quieren tonificar su abdomen. Y es que la gimnasia abdominal hipopresiva tiene numerosas ventajas. Aquí, vamos a conocer sus beneficios, qué es, qué tipos de ejercicios se pueden realizar. Porque el verano se acerca, y con éste la operación bikini, en la cual muchas mujeres se centrarán en perder los kilitos de más, y nada mejor que la gimnasia abdominal hipopresiva, el secreto de un vientre plano.

Beneficios de la gimnasia abdominal hipopresiva

La gimnasia abdominal hipopresiva no tiene contraindicaciones, salvo que se encuentre en situación de embarazo de riesgo y esté especialmente contraindicado y personas con hipertensión. Si estás en el grupo de los que pueden practicarla, continúa leyendo.

Las ventajas de la gimnasia abdominal hipopresiva se aprecian tanto en varones como en mujeres, solo que en las mujeres es más importante su efecto. La principal ventaja para ambos de este tipo de ejercicios es que corrige la postura de la espalda, haciendo que cada vez se tenga más recta, evitando así las lesiones.

Para las mujeres que tienen planeado quedarse embarazadas se les aconseja que empiecen antes del embarazo con la gimnasia abdominal hipopresiva, ya que previene la incontinencia urinaria al fortalecer la musculatura del suelo pélvico, por lo que se evitaría este problema tanto durante el embarazo como en el postparto –además, si realiza la práctica diariamente desde que se es joven, también previene la incontinencia en la vejez tanto para varones como para mujeres-. Además, como fortalece la faja abdominal, es muy bueno en el postparto para corregir la flacidez que causa el embarazo y que todo vuelva a estar en su sitio.

Una de las ventajas que hace a la gimnasia abdominal hipopresiva excelente para la operación bikini es que tonifica el abdomen, pero además reduce la barriga y la cintura, consiguiendo así un vientre plano perfecto para lucir en verano.

¿Qué es la gimnasia abdominal hipopresiva?

Son una serie de ejercicios abdominales que se deben realizar diariamente y con constancia y disciplina para que se noten los resultados, los cuales no tardarán en aparecer.

La gimnasia abdominal hipopresiva consiste en causar hipopresión en la cavidad abdominal mediante la contracción de diafragma, lo cual genera un efecto de succión en las vísceras, lo cual genera una contracción refleja de los músculos de la faja abdominal y el suelo pélvico.

Estos ejercicios se realizan, en general, siguiendo los siguientes pasos para tener un vientre plano:

  1. Respirar profundo tres veces seguidas
  2. En la tercera expiración soltar todo el aire
  3. Cuando ya esté todo fuera se hace fuerza de inspiración sin tomar aire y contrayendo la barriga hacia adentro lo máximo posible
  4. Se aguanta la respiración durante varios segundos
  5. Se vuelve a respirar profundamente tres veces ya en posición recta.
  6. Se descansa un rato entre ejercicio y ejercicio y se vuelve a repetir el proceso.

Existen una amplia variedad de ejercicios que hacer dentro de la gimnasia abdominal hipopresiva dependiendo de las posturas que se adopten.

Como se puede comprobar, son ejercicios difíciles y que las primeras veces puede causar sensación de agobio, no obstante, no hay que desistir.Pero te ayudaran a tener un vientre plano.

Cada vez más se está incluyendo la gimnasia abdominal hipopresiva en el mundo del deporte y la salud en diversas áreas como la recuperación postparto, el fitness, o la rehabilitación, es uno de los mejores ejercicios actualmente para tener un vientre plano.

¿Qué tipo de ejercicios de gimnasia hipopresiva se pueden realizar?

Siguiendo el esquema anterior, hay tres posturas fundamentales en los que se pueden realizar, y es imprescindible que prestemos atención a la posición del cuerpo en todo momento y lo controlemos. Lo óptimo sería que se realizaran 5 veces cada una cada día o en días alternativos.

  1. La Jarra

Paso 1. De pie, se separan las piernas unos 35 cm aproximadamente, se flexionan ligeramente las rodillas, el cuerpo se mantiene recto un poco inclinado hacia adelante y las manos sobre las caderas, como una jarra.

Paso 2. Respira profundo tres veces seguidas y en la tercera expiración suelta todo el aire. Cuando ya esté todo fuera haz fuerza de inspiración sin tomar aire y contrayendo la barriga hacia adentro lo máximo posible. Aguanta la respiración durante 10 segundos.

Paso 3. Durante esos diez segundos hay que procurar estirar el cuerpo, sacando pecho y orientando el mentón sobre la garganta.

Paso 4. Toma aire profundamente tres veces una vez transcurrido el tiempo y descansa.

  1. El Triángulo

Paso 1. De pie, se separan las piernas unos 35 cm aproximadamente, se flexionan las rodillas en ángulo de 45º, el cuerpo se mantiene recto inclinado hacia adelante y las manos sobre las rodillas, formando un triángulo.

Continúa según los pasos 2, 3 y 4 del ejercicio anterior.

  1. El Gato

Paso 1. Hay que colocarse a cuatro patas sobre el suelo, procurando mantener la espalda recta y los codos un poco flexionados.

Continúa según los pasos 2, 3 y 4 del ejercicio anterior.

También te puede interesar

Compartir es de sabios. Difundelo

Docente en el área de Ciencias Sociales, Amante de la familia, el hogar y las manualidades, Escribo lo que siento y me gusta, adoro cocinar y preparar ricos platillos para disfrutar en familia.

Deja un comentario